Letra muerta

Muchas veces nos esforzamos tanto, luchamos, sacamos fuerza de flaqueza, nos desvelamos, madrugamos, ayunamos. Sólo por servir a los más cercanos primero y luego al resto.

Y la mayoría de las veces y sin temor a equivocarme los más cercanos son los más ingratos, los que más triste responden, los que más fáciles agarran todo y se quedan en silencio, allí agazapados bebiendo lo que les das, eso que dejaste de beber para que de la mejor manera ellos no dejen de hacerlo.

La necedad reina en algunos de nosotros que seguimos pidiéndole “peras al olmo” la necedad de esperar que aquella actitud cambien en quienes sonríen al ser malagradecidos, sin embargo seguiremos buscando que nazca en ellos el bien, porque a la final nos ven hacer el bien con ellos, con otros, sin aprovecharnos de nadie, ni de ellos.

Creo que no me cansaré jamás de hacer el bien mientras tenga vida y respire, y algún día, por tarde que sea, se darán cuenta de lo que se dio sin esperar nada a cambio, tan sólo no se debía de recibir desprecio. Era que se lo guarden para alguien malo, y no para quien hasta el último minuto les sirvió y les dio lo poco que tuvo a mesa servida!

Mesa en la que no hacen más que clavar puñales, propios y ajenos, con conciencia o sin ella, haciendo señas imborrables, grietas profundas que luego más adelante al pasar la mano en ellas, no bastarán las lágrimas de arrepentimiento, no las rellenarán ni los hijos de sus hijos.

Lástima ser buena madera para quien no te quiera, para quien simplemente no te aprecia ni te valora. Mañana verán que llevan la misma madera pero en una proporción casi invisible, ya que en vez de cultivar lo bueno se dedicaron a lo malo, exterminado así de su linaje, lo que algún día podría haber sido el más bello recuerdo al crecer.

Bueno, nos queda la labor hecha, la palabra cumplida, aunque ahora la palabra para algunos no tiene valor ni peso mucho menos se respeta. Pobres ilusos sin valores ni principios morales, pena da ver que prefieren llenarse de excusas en vez de hablar “con la verdad golpeada” como decía mi difunto Padre.

Y aunque todo aquí escrito quede tan solo para ser olvidado, en algún momento a alguien le servirá, para no ser la mesa de cualquiera por lejanos o cercanos sean quien la necesite. Con esto les confieso que claudiqué, terminé lo que hace muchos años inicié, cuando pensé que todo esto era lo mejor para mis últimos días, cuando ha sido todo lo contrario.

Ahora los pocos que reflexionamos sabemos a ciencia cierta, que el único que jamás abandona es Dios, pertenezca a la deidad que sea, escribo sin ofender a ninguna de ellas por si acaso. Ya que para mi criterio personal Dios es uno solo y va más allá de cualquier religión.

Siento mucho por lo que se tiene que pasar a veces, pero es justo por ello que se comparte de eta manera las vivencias, muchas difíciles de seguir soportando sin desahogarse en mi caso de esta manera, muchos tendrán otros métodos más efectivos, no lo dudo. A mi me resulta escribir, pulso a pulso, donde me siente, por donde valla, con quien me encuentre etc.

Siempre de fondo una buena música, y cuando uno está donde pernocta porque no un buen café! Que más puedes pedir para abrir el corazón y empezar a alertar al mundo con lo que escribes para que no caigan en lo mismo, o no la pasen así de mal como en este caso.

Siempre que hago una pausa al escribir y al dejar todo aquí, siento que puedo seguir, así es como me levanto siempre, como empiezo de nuevo, poco a poco deja de doler lo descrito, se vuelve un recuerdo más, una lección que te recuerda que no debes repetir y que debes de continuar haciendo, a la par y como en una balanza, pesa más lo bueno que lo malo siempre y allí queda todo y con todos como en este caso que se trata de los que protagonizaron en algo este pequeño relato de la vida diaria de quien les sirve de semáforo. Y para quienes esto sea “letra muerta” mejor vayan a buscar lo que quiera su corazón en otro lado!

Abrazos enormes, del porte de un aguacate de exportación….

Krls….

This entry was posted in Uncategorized and tagged , , , , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s